martes, 28 de septiembre de 2010

¡Deja de apoyarte en mi hombro, Ultraman!


Ultraman y sus enemigos esperan a que llegue el metro, muy temprano en la mañana. Una chuchería anime que no sobrepasó los cinco euros.

jueves, 23 de septiembre de 2010

lunes, 20 de septiembre de 2010

Hulk Smash!

You're making me angry.

Cuando me enteré que la casa Marvel iba a sacar una nueva colección de figuras, llamada Marvel Universe, supuse que sería más de lo mismo: el viejo truco de reeditar personajes con nuevas poses para vender (la especialidad de George Lucas), y en cierta parte lo es (como todo en esta vida); sin embargo, esta colección no les salió del todo mal a la gente de Hasbro.


Son figuras de acción que sin problema alguno podrían pasar por muñecos para niños, de la clase que los infantes adoran destrozar. No obstante, si se los pone en una estante, lejos de los descuidos, bien puede pasar por una figura de acción bastante bonita.


Sinceramente, creo que las mejores figuras de la colección son las más grandes: Hulk es un ejemplo (otro este The Thing, de los Fantastic Four), porque las más pequeñas me dan una sensación de inestabilidad (aunque hay algunas buenas, como el Capitán América y su enemigo, Red Skull, que es una de las figuras que más quiero).

El secreto de unos pantalones irrompibles: violet spandex.

Insisto en que es un juguete porque la compré en una de las principales jugueterías del país a un precio módico y porque, además, incluye un SHIELD File: una suerte de expediente que permite convertirse en un agente secreto de Nick Fury en la página web de Hasbro.

Sexy Hulk.

Sin embargo, nadie quita la belleza que tiene esta figurita, que se realza por los innumerables puntos de articulación que tiene (¡16!) y lo "posable" que es.

Say hello to my little friend!

El pequeño Hulk al lado del de Hasbro es una de las joyitas de mi colección, la tengo desde la infancia: data de los 80 ó 70 (difícil precisar, el año fue borrado, al igual que la casa fabricante) y tiene esa clase de ambivalencia que ocurre con los juguetes viejos: son feos, pero el paso del tiempo los hace heromosos.

Fotografías de Jaime Villacís.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...